Gobierno Regional iniciará programa de trabajo junto a los 33 mineros de Atacama para relevar su historia e ir en apoyo de necesidades del sector

0
3

HVA Radio 96.3 Fm «La señal sin limite»

En el marco de la conmemoración de los 11 años del rescate de los 33 mineros quienes estuvieron atrapados durante 70 días en la mina San José, el Gobernador de Atacama, Miguel Vargas Correa sostuvo una reunión con parte de ellos, con el objetivo de comenzar un trabajo en conjunto desde el Gobierno Regional para relevar este hecho histórico de Atacama e ir en apoyo de las necesidades del sector.

Tras el diálogo, Mario Gómez, conocido como el minero número 9 del rescate, expresó que “en primer lugar agradecer al Gobernador por esta invitación que nos ha hecho, que en realidad es el único que se ha acordado de nosotros en estos momentos. Estábamos un poco abandonados, pero en esta reunión el Gobernador ha sido bien claro con nosotros y nos está brindando todo su apoyo, se están canalizando muchas cosas que en realidad no se habían hecho y que hoy día si tengo la confianza y certeza que con el Gobernador las vamos a cumplir”.

El minero aseveró que a 11 años del hecho todo ha sido muy difícil para ellos “la parte sicológica en todos los ámbitos, en el caso mío especial, mi salud no es muy buena, pero ahí estamos, apechugando y tratando de salir adelante. No hace mucho me sorprendió el Covid, afortunadamente darle gracias Dios y la fe que estoy parado acá junto a ustedes”.
El Gobernador de Atacama, Miguel Vargas manifestó, “no puede ocurrir que ellos tengan esa sensación de olvido. Mucha gente cree que ellos tienen beneficios económicos importantes después del rescate y la verdad no es así. Ellos no han recibido beneficios ni por la película, ni por el libro, y por lo tanto, hay una desesperanza instalada en ellos y sus familiares. Tampoco han tenido todavía resultados en el marco de los procesos judiciales que están en curso. Hay una demanda que está encaminada en los tribunales de justicia, pero todavía no es totalmente fallada, ni ellos han recibido por ende, los beneficios que están incorporados en esa demanda”.

La primera autoridad de Atacama aseveró que “dado ese escenario nosotros hemos comprometido líneas de apoyo a los 33, pero en el marco de un plan de trabajo en conjunto, en eso queremos ser también muy realistas, no queremos generar falsas expectativas, pero queremos trabajar con ellos porque el espíritu del rescate se tiene que mantener vivo, sobre todo en la región de Atacama, y eso supone realizar un trabajo en conjunto con los mineros, directamente con los mineros y retomar la iniciativa de la fundación, que nos parece un camino muy apropiado para desarrollar algunas acciones. De hecho nos vamos a volver a juntar en un mes más, una reunión que ya tiene fecha para el 12 de noviembre, vamos a repasar todas las acciones que se han realizado en el pasado y cómo seguimos trabajando en conjunto hacia adelante, ese es el compromiso que hemos asumido, lo han acogido de muy buena manera y estamos muy agradecidos por ello, en esta gran idea que es que no podemos dejar en el olvido a los 33, a sus familias, ellos no lo han pasado bien, derechamente, y dada esa deuda que tenemos en la región y en el país nuestra obligación es comprometer acciones, pero tienen que ser abordadas de manera conjunta, eso es lo que también nos han pedido.

Luis Urzúa, quien era el jefe de turno al momento del accidente, señaló que “a 11 años de nuestro rescate le damos las gracias a nuestro Gobernador, Miguel Vargas, por habernos invitado a una conversación, una charla muy amena, donde tuvimos hartos puntos que tratar y gracias, gracias a todos por hoy día estar vivos, por este rescate que fue un éxito para todo el país, donde se vio la voluntad, la fuerza, el trabajo en equipo. Donde todos cooperaron, desde lo más mínimo hasta lo más profundo para que nosotros fuéramos rescatados, y eso es lo que nosotros tenemos que valorar hoy día. Ser consecuentes y esta es una historia, una historia de vida de los 33 y queremos tenerla siempre presente porque esta historia siempre va a estar”.
“Los puntos más relevante de la conversación fueron cómo estábamos los 33 a 11 años, cuáles son nuestros proyectos, ambiciones, cómo están nuestras familias, que es lo más importante, eso es lo que nosotros siempre hemos buscado, tener una conversación amena, justa, importante y creo que nos hemos llevado una grata sorpresa hoy día, pero vamos a seguir conversando, queremos también tener un valor en la Mina San José en la parte turística y lo otro también buscar reincorporarnos, hacer una fundación o ver cómo podemos reinventarnos como los 33 para demostrarle a la gente de Atacama, de Chile, que los 33 no están muertos, los 33 siguen vivos, donde esta historia siempre debe conocerse. A los que vienen, a la gente minera que lucha con la pandemia que hoy tenemos, esa fuerza que nosotros tuvimos también queremos entregarla”.
Temas pendientes

Respecto a las situaciones legales que se mantienen pendientes y a las sanciones que se entregaron a los propietarios del yacimiento donde ocurrió el accidente, Mario Gómez aseveró “creo que el Estado, el Gobierno ha cometido un gran error. La empresa minera fue demandada, hoy día se le han perdonado muchas cosas. Nosotros demandamos, con un fiscal que le dio todo el favor a ellos y a nosotros nos dejó prácticamente botados. Así es la justicia aquí en Chile”.
Luis Urzúa complementó “todos sabemos que hay temas pendientes que están ad portas de solucionarse y lo más importante esperamos que se resuelvan, tanto para el Estado, como para nuestra parte sicológica, porque ha sido muy pesado a 11 años estar luchando con situaciones que no están en nuestro biotipo, pero tenemos fe y esperanza que esto se debe resolver como corresponde y emprender una nueva vida como 33, eso es lo que nosotros hoy buscamos”